16 de enero de 2012

Feliz Año 2012

Bueno, con unas cosas y otras me he puesto ya en mediados de mes, pero nunca es tarde para enviaros mis mejores deseos para este año que ya ha comenzado.
Dejemos un momento de lado las complicaciones (o tal vez sean oportunidades??) que nos trae esta crisis global y meditemos sobre las sencillas cosas de las que podemos disfrutar compartiendo nuestro tiempo con las personas que queremos. Un rato de charla, una película compartida, una tarde de manualidades caseras moldeando flores mientras escuchamos los habituales sonidos familiares...

A pesar de los despistes que ya vienen siendo habituales en mi (con los años la neurona se me va escurriendo, me tengo que "editar" y "actualizar" bastante a menudo...jejeje) no me olvido de lo prometido (aunque lo hiciera el año pasado!!) así que aprovechando esta mañana libre os paso un pequeño tutorial sobre la forma de hacer estas coloridas flores. Son sencillas de hacer y se consiguen acabados espectaculares. Son muy agradecidas, un precioso y original regalo para que sorprendáis a esa persona tan especial que tenéis al lado....

No quiero olvidarme de quien me enseño a hacerlas: Susana,mi profesora, dueña de unas envidiables manos maravillosas. Gracias a ella consigo estos resultados.


FLORES DE PASTA DE PAPEL
Materiales: Pasta de papel para modelar, es de color blanco(por ejemplo la de marca ORITA), un rollo de alambre fino,aunque no demasiado para que los tallos queden rígidos y fuertes, una especie de cinta adhesiva, de más o menos un cm de ancho para envolver el alambre,es semejante a la utilizada para aislar los cables, aunque la que yo utilizo es de color marrón (preguntar en tiendas de manualidades, no se su nombre comercial) y para pegar las piezas, cola blanca, tipo las de carpintero. Pinturas acrílicas al agua. Pinceles. Barniz francés (llamado “vernis”).
Todo lo podemos encontrar en tiendas de manualidades.
Primero cortamos trozos de alambre, del largo que deseamos para los tallos. Luego vamos envolviendo cada alambre con la cinta adhesiva.Procuramos que quede bien fija, esto hará que la pasta de papel se deslice después mejor y no quede hueca al secar, con lo que tampoco se despegara.Si esto ocurriera, recomiendo quitar la pasta que utilizamos y repetir la operación.
Cogemos entonces un trozo de pasta de papel, del tamaño de una nuez y la calentamos un rato ablandándola con los dedos. Sobre una superficie lisa y limpia ponemos ese trozo de pasta y sobre ella el alambre, situando la pasta más o menos a mitad del alambre. Presionando levemente y moviendo las manos hacia atrás y adelante, aplanamos y deslizamos la pasta que va envolviendo al alambre con esos movimientos. Así quedara la pasta envolviendo totalmente al alambre. Ya tenemos el tallo, una vez estén secos.Se pintan después con dos manos de pintura acrílica. En mi caso, elegí el color pistacho, que combina muy bien con el resto de colores y al mismo tiempo destaca por si solo.


Cuando tenemos todos los tallos preparados, los dejamos secar al menos 24 h.
Vamos cogiendo trozos pequeños de pasta de papel para moldear los pétalos de las flores. Mas o menos del tamaño de una uva gorda, pero dependerá del gusto, según como queramos las flores de grandes. Como si fuera plastilina, las moldeamos como si fuéramos a hacer un pequeño corazón y las alargamos por el extremo. Según el gusto de cada cual.


Cuando tenemos cinco pétalos, cogemos otro trozo y moldeamos la parte central delantera de la flor a la que pegaremos con la cola los pétalos. Yo procuro moldear todos los pétalos de todas las flores, y una vez secos ya moldeo los centros y antes de que estos estén demasiado secos les pego los pétalos, pues es conveniente presionar un poco el pétalo por detrás de ese círculo central con la cola de unión, para que se queden semi- incrustados, asi se consigue mejor la forma final. También dependerá de cómo queramos que quede la flor, con los pétalos más o menos abiertos, más o menos inclinados…etc




Así, una vez están hechas las flores, hemos unido por detrás el pétalo. Lo siguiente es unir a ellas el tallo correspondiente. Cuando hablo de uniones, me refiero siempre a pegarlas con cola blanca, unas gotitas es suficiente.
Ya todo pegado y una vez bien seco todo, empezamos a pintar. Con pinturas acrílicas y según como prefiramos. Pero siempre dos manos dejando secar la primera al menos unas horas. Yo suelo pintar primero los tallos, de esta manera se secan mientras decoro las flores.





Cuando están bien secas, el broche final que las deja tan vistosas: dos capas de barniz francés…..y disfrutar de nuestra obra!!!


Bien, esta es toda la informacion acerca del asunto....si teneis alguna duda o problema, no dudeis en preguntarme....

Hasta pronto, espero que no pase tanto tiempo.....

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Muchas gracias por vuestro comentario.
Me ilusiona saber que mi trabajo os gusta y si ademas sirve como fuente de inspiración para vuestros proyectos mucho mejor!!